31 de enero de 2015

VIAJE EN EL TIEMPO

En este mes de febrero, todo infantil viajará en el tiempo para conocer épocas antiguas:


Los niños de 3 años viajarán a CHINA

Prepárate para aprender un poco más sobre los diferentes aspectos de la cultura china: Un viaje a la China no se trata sólo de templos y palacios imperiales, Óperas de Pekín, Budas y la Gran Muralla. Hay mucho que descubrir, hecha un vistazo!






Los niños/as de 4 años viajarán a EGIPTO

Vamos a ver si os descubro algo nuevo y acabáis fascinados como todo aquel que se acerca a la historia del Antiguo Egipto, que como veréis es mucho más esas magníficas pirámides y a esos sorprendentes templos.


Lo que quiero decir es que, a la sombra de las pirámides, además de templos para los dioses, se alzaron ciudades para los hombres y aun hoy, todo está allí para sorprendernos. 

¿Quieres saber más?. Mira este enlace:





Los niños/as de 5 años viajarán a ROMA

Se llama Imperio Romano a la etapa de la historia romana, en la que Roma fue gobernada por emperadores. Estos implantaron el gobierno absoluto, concentrando en una persona todos los poderes: político, administrativos, religiosos y militares.
Esta etapa se inició en el año 29 a.C. con el gobierno de Augusto (Octavio) y concluyó con Rómulo Augústulo en el año 476 d.C.  ¿Quieres saber más?. No te pierdas esta unidad. 

https://www.youtube.com/watch?v=MaILZj2z3Nw



DÍA DE LA PAZ EN EDUCACIÓN INFANTIL

El jueves 29 de enero del 2015, en el colegio celebramos el día de la paz como en otros años. Os invito a que visitéis las páginas de los diferentes cursos para ver sus actividades. 

Esta fue la canción que cantamos:
https://www.youtube.com/watch?v=j4EGc8PwkM8


Aquí os dejo algunas fotos del acto celebrado en el edificio de primaria.
DIA DE LA PAZ 2015 on PhotoPeach



Y un cuento interesante para reflexionar:


LA SOPA DE PIEDRA

Fábula – cuento (Marcia Brow- libro para niños “Stone Soup” 1947) 

Hubo una vez hace muchos años, un país que acababa de pasar una guerra muy dura. Como ya es sabido, las guerras traen consigo rencores, envidias, muchos problemas, muchos muertos y mucha hambre. La gente no puede sembrar ni segar, no hay harina ni pan. Cuando este país acabó la guerra y estaba destrozado, llegó a un pueblecito un soldado agotado, harapiento y muerto de hambre. 
El soldado era muy alto y muy delgado. • Golpeó la puerta de una casa y cuando vio a la dueña le dijo: - “Señora, ¿no tendría un pedazo de pan para un soldado que viene muerto de hambre de la guerra?” La mujer lo miró de arriba abajo y respondió: - Pero ¿está loco?... - … ¿No sabe que no hay pan y que no tenemos nada?, ¡¡¡ Cómo se atreve !!! Y a empujones, con un portazo, lo saco fuera de la casa. El pobre soldado prueba fortuna en una y otra casa, haciendo la misma petición y recibiendo a cambio peores respuestas y peores tratos. Pero el soldado, casi desfallecido, no se dio por vencido.… 
Cruzó el pueblo de punta a punta y llegó al final, donde estaba el lavadero público, ahí halló a unas cuantas muchachas y les pregunto: - ¡Eh muchacha! ¿No han probado nunca la sopa de piedras que hago? Las muchachas se rieron de él diciendo: - ¿Una sopa de piedras?; … no hay duda de que estás loco - Pero había unos chicos que estaban espiando y se acercaron al soldado cuando éste se marchaba decepcionado: - Soldado, ¿Te podemos ayudar?, le dijeron. - ¡Claro que sí! … Necesito una olla muy grande, un puñado de piedras, agua y leña para hacer fuego.
Rápidamente los chicos fueron a buscar lo que el soldado había pedido. Encendieron el fuego, pusieron la olla, la llenaron de agua y echaron las piedras. … ¿el agua comenzó a hervir. - ¿Preguntaron impacientes los chicos. - ¡calma, calma! El soldado la probó y dijo: Mmmm… ¡¡¡qué buena sopa, pero le falta un poco de sal!!! - En mi casa tengo sal, dijo un chavala. Y salió corriendo por ella, la trajo y el sodado la incorporó poco a poco en la olla… Al poco tiempo volvió a probar la sopa y dijo: Mmmm… ¡Qué rica!, ¡¡¡pero le falta un poco de tomate!!!.
Daniel, uno de los chicos fue a buscar unos tomates y los trajo enseguida. • En un momento más los chicos fueron trayendo cosas: papas, lechuga, arroz y hasta un trozo de pollo. • La olla se llenó; el soldado removió una y otra vez la sopa hasta que de nuevo la probó y dijo: ¡¡¡Mmmm…. Es la mejor sopa de piedras que he hecho en toda mi vida!!!¡¡¡ Vengan, vengan; avisen a toda la gente del pueblo que venga a comer!!! Dijo el soldado _ ¡¡¡ Hay para todos!!! … ¡Que traigan platos repartió la sopa… Hubo para todos los del pueblo que, avergonzados, reconocieron que si bien era verdad que no tenían pan; juntos podían tener comida para todos. Y desde aquel día gracias al soldado hambriento venido de la guerra, aprendieron a compartir lo poco que tenían. 

Aquí os dejo enlaces a otras versiones: